manifiesto | intervenciones | convocantes | el 18J | documentos | colabora
Adjuntamos a continuación los discursos que leyeron los representantes de las organizaciones que convocaban la manfiestación del 18J.

María del Prete, Vicepresidenta de la Plataforma Familiar Latinoamericana “Red Familia”

En nombre de las más de 400 organizaciones civiles que en México y Latinoamérica, participan en la coalición de Red Familia, quiero expresar nuestra solidaridad para con la Familia en España, para con los matrimonios españoles y para con los niños de este país.
Desde hace varios siglos nuestras culturas han estado unidas por muchos motivos, las tradiciones, los valores, la familia misma, pero principalmente por los actos de solidaridad.
Nuestros países en Latinoamérica acogieron solidariamente con los brazos abiertos a muchos inmigrantes españoles durante el siglo pasado y hoy su país acoge generosamente a miles de hispanoamericanos que cruzan el charco buscando prosperidad. Somos hijos de una cultura común, una cultura solidaria que hace que nuestros países, a pesar de las grandes carencias propias y personales, siempre se hayan volcado en gestos de solidaridad para con los que están en problemas o ante necesidades imperantes.
Esta característica de solidaridad, nos ha traído aquí, hoy 18 de junio, a Madrid. Como instituciones civiles que nos ocupamos por trabajar por el desarrollo integral de la persona y de la sociedad desde una perspectiva de familia, nos sumamos al apoyo que esta brindando la sociedad civil mundial a la iniciativa ciudadana del Foro Español de la Familia.

Sabemos que “la familia SI importa”.
Apostamos: “Por el derecho a una madre y un padre”, “Por la libertad”.
SÍ estamos de acuerdo en que debe respetarse todo ser humano por la dignidad que le es inherente.
SÍ estamos de acuerdo en promover y respetar los derechos y libertades fundamentales de todos.
SÍ estamos de acuerdo en evitar la discriminación hacia cualquier persona.
No queremos que sean otros los que nos impongan el modelo de sociedad.
Queremos defender los derechos de la familia, los derechos de los niños, la libertad.

Carlos Cremades, Presidente de Unión Familiar Española

Queridos amigos, muchas gracias por estar HOY, AQUÍ, CON NOSOTROS.
Dicen que la historia se repite, pero que nadie aprende sus lecciones. En el año 361 la sociedad civil del Imperio Romano vivía en paz inmersa en un sistema de valores mayoritariamente aceptado. En dicho año el Emperador Juliano El Apóstata llegaba al poder. Juliano promulgó una serie de medidas contra los derechos de instituciones y grupos de la sociedad civil, especialmente contra los cristianos y sus simpatizantes, e inició una política de gran sectarismo. En su afán por sustituir los usos y costumbres sociales, fomentó el culto y los sacrificios a los dioses paganos. En su frenesí laicista, incluso impidió a los cristianos impartir clases a través de una serie de sinuosas medidas legales. ¿Les suena?
Pero a Juliano, como a todos los que se enfrentan con la sociedad, todo le salió mal. Cuando dio orden de retirar en Antioquía las reliquias de San Bábilas y en su lugar restaurar el culto a Apolo, la gente se manifestó en su contra, y el traslado de dichas reliquias se convirtió en una manifestación gigantesca en pro de la libertad de conciencia.
Una vez más, a pesar de los ataques, la sociedad civil había cobrado nuevos bríos y salió fortalecida.
Hoy, la historia se repite. El ataque es ahora contra la familia, contra nuestra libertad, contra nuestra historia. Somos los protagonistas de nuestra vida, los protagonistas de nuestra historia y os aseguro que el movimiento asociativo familiar saldrá fortalecido y más vigoroso de estos ataques. Es más, ya está fortalecido y la prueba es esta manifestación y vuestra presencia masiva aquí. Hace 2 años hubiera sido impensable, hoy es una realidad.
Juliano El Apóstata murió pronunciando la famosa frase "Venciste Galileo", reconociendo que la sociedad civil cristianizada había triunfado en la defensa de sus derechos.
Nosotros, los movimientos familiares, con todos vosotros, también triunfaremos en la defensa de nuestras ideas y de la libertad.
Gracias por venir y por hacer un sueño realidad.

¡Nosotros venceremos!

Lourdes Fernández, Presidenta del Consejo de Laicos.

Muchas gracias, gracias a las familias aquí presentes en esta manifestación, gracias a todos los que habéis respondido tan generosamente a la llamada de ayuda de las asociaciones familiares, gracias a todas las instituciones que han decidido trabajar juntas para la defensa de la familia.

Hoy todos unidos queremos gritar: ¡"La familia sí importa"!
Para cristianos como yo, y los miembros de las confesiones religiosas aquí presentes Dios se nos hace presente a través de la familia. Dios nos creó varón y mujer y nos dijo: "Creced, multiplicaos y llenad la faz de la tierra.
Fieles a esta vocación divina, la familia colabora en la creación de un mundo más humano, más justo, más solidario y más acogedor.
No podemos, ni queremos olvidar que la familia está dentro del proyecto creador de Dios para el bien del hombre, para el bien de la sociedad..
Estamos aquí para contribuir al bien del hombre. Estamos aquí para participar en la construcción de un mundo mejor. No queremos quedarnos a un lado, no queremos que otros diseñen por nosotros el mundo en el que queremos vivir. No queremos seguir sentados viendo la vida pasar. Dios espera de ti, el mundo espera de tí, la familia espera de tí. "PROTÉGELA"

Rafael Lozano, Representante de Europa por la Vida.

Queridas familias venidas de toda España:
Vuestra masiva presencia hoy aquí demuestra que la sociedad española no está dormida, y vela por la defensa de la familia y de la vida.
En un día festivo, me vais a permitir que hable de un tema triste. Dentro de unos días, el cinco de julio, se cumplen veinte años de la ley del aborto. La familia es el lugar dónde la vida es acogida, cuidada y tutelada: defender la familia significa defender y promover el bien de toda la sociedad.
Ya va siendo hora de volver a descubrir el valor de toda vida humana. Tenemos que construir una sociedad donde la vida de los niño, también de los no nacidos, los ancianos, los enfermos, sea importante para la ciencia, la medicina, la política y para el conjunto de la sociedad.
Quien no aporta soluciones forma parte del problema, y por ello somos conscientes de que la lucha por la vida exige de nosotros el compromiso personal de participar en la defensa de la vida y la familia en España, de hacer que en nuestro país la protección a la familia y el derecho a la vida SI IMPORTEN.

Sharon Slater, Presidenta de United Families International

It is an honor to be here today and stand with the people of Spain and those who have come from around the world. This is a historic day as it marks the beginning of a worldwide movement to preserve marriage and the family. Today and moving forward, the families of the world are going to be visible and vocal because we have learned if we are silent, and we tolerate dramatic changes to how our societies and are families are ordered, that we invite chaos and confusion, that in the end, hurts women and men, and especially children.
As President of United Families International, and a representative of the World Family Alliance, I represent thousands of families, not only in the US and Canada, but also in over 50 countries around the world. We want to show our solidarity with all those working throughout the world to ensure that the institution of marriage, which provides the best environment for raising the next generation, is protected.
I have been listening to the news and reading the newspapers over the past few days and have been disappointed to see that this worldwide movement is being portrayed and in some ways discounted by the media as a purely religious movement, and here in Spain a Catholic movement. I have great respect for the Catholic Church but it is important for us to be clear that this is a worldwide movement that transcends race and religion. We are all part of the human race and we all have a stake in the future of the family, whether we live in Antarctica or in Arabia.
I represent individuals, families, and organizations from many faiths around the world that all understand the same thing- that as marriage goes, so goes the family, as the family goes, so go the children, and as children go, so goes the nation, so goes the world. Thank you.

Jean Louis Thès, Presidente del Institut de Politique Familiale (Francia)

En nombre del Instituto de Política Familiar de Francia y de más de 400 asociaciones tanto francesas como de otros 15 países europeos que nos han delegado su apoyo, quiero saludarles y ofrecerles nuestra adhesión a esta convocatoria y nuestra afectuosa amistad.
Hoy en Madrid estamos viviendo todos juntos un día histórico para el movimiento familiar de toda Europa.
Estamos y permaneceremos muy agradecidos a ustedes, españoles, por haber sido los primeros en levantar la bandera familiar de manera tan impresionante.

Muchas gracias a todos.


Josep Miró, Miembro del Pacto por los Derechos y Libertades y Presidente de E-Cristians

Durante los últimos meses Europa, el mundo entero, ha mirado extrañado a España por su pésimo ejemplo. En Europa, en el mundo, el matrimonio es la unión de un hombre y una mujer, así lo afirma la Declaración Universal de Derechos Humanos. De los 191 países que forman parte de Naciones Unidas, en 189 está prohibido el matrimonio homosexual. ¿Toda la humanidad se equivoca y sólo Rodríguez Zapatero tiene razón? ¿Qué avala tamaña pretensión?, ¿de dónde sale este orgullo, esta imprudencia, esta irresponsabilidad?
La ley que pretende llamar matrimonio a la unión de personas del mismo sexo y adoptar niños es injusta porque no se puede cambiar una ley de este calibre sólo con un puñado de votos en el Congreso, con el Senado en contra, con un informe crítico del Consejo de Estado, con el informe negativo del Consejo General del Poder Judicial, con un Iniciativa Legislativa Popular que ha recogido 700 mil firmas, contra la opinión de la Iglesia Católica y de todas las confesiones religiosas.
Y es además una ley injusta porque una norma de este calibre no se puede aprobar sin diálogo con la sociedad civil. El presidente del Gobierno ha pasado años argumentando que los temas de este calibre no se pueden aprobar por mayoría, necesitan un amplio consenso. Y yo pregunto, Sr. Rodríguez, ¿para cambiar radicalmente el matrimonio, para hacernos tan distintos del resto de la humanidad, acaso no se necesita como mínimo el mismo consenso? Vd. engaña, manipula y no escucha. Vd. se niega a ser el presidente de todos.
Y porque es una ley ilegítima e injusta debemos desobedecerla, resistirnos a su aplicación en caso de que se apruebe, y sobre todo, hemos de derogarla. Hemos de derogar esta ley. Hemos de substituirla por otra que simplemente regule las uniones de convivencia, todas, no sólo la homosexual, y así restituir su pleno sentido al matrimonio.
Y para eso estamos aquí. ¿Por qué nos manifestamos? ¿Por qué somos tantos cientos de miles esta tarde? Para afirmar el valor del matrimonio real, el único capaz de engendrar hijos y educarlos. También estamos aquí para defender el derecho de todo niño a tener padre y madre, porque ese es el origen común de toda la humanidad, lo que nos permite llamarnos hermanos.
Hoy Madrid es la capital de la familia. Hoy el mundo empieza a mirar con admiración a España. Hoy no se termina nada, es sólo el comienzo. Hoy la Sociedad, aquí representada, ha demostrado su voluntad de diálogo, su compromiso con la sociedad en la que vive, su decisión de movilizarse para ser protagonistas, hasta conseguir una ley que respete a las familias. Hoy hemos de pedir a los senadores que no admitan una ley que discrimina al matrimonio heterosexual. Hoy pedimos a nuestros representantes que si se llega a aprobar la ley, presenten un recurso de inconstitucionalidad. Hoy, amigas y amigas, iniciamos la ruta hacia la victoria. Si queremos, podemos.

Luis Carbonel, Presidente de Concapa.

Estamos aquí para reivindicar los derechos de la familia, y entre todos, el más importante, LA LIBERTAD.
No hacemos más que exigir que se cumpla la Constitución, para que nuestros hijos puedan educarse conforme a nuestras convicciones, y no de acuerdo con los principios que quiera imponer el Estado.

Habéis venido familias de toda España, en compañía de vuestros hijos, para reclamar que los poderes públicos respeten el derecho exclusivo de los padres a elegir el centro, el colegio donde queremos educar a nuestros hijos, en lugar de tenerlos que matricular donde le parezca al Gobierno.
Muchos de los que habéis venido sois parte de los más de tres millones de firmas que fueron recogidas a favor de que en la nueva Ley de Educación se otorgue a la asignatura de Religión el mismo tratamiento que a las demás materias.
Esos tres millones de firmas no quisieron ser recogidas por el Presidente de Gobierno, y todavía no se ha dignado ni excusarse ni, mucho menos, recibirnos. Curioso talante. Indiferente ante el 80% de los padres que elige matricular a sus hijos en esta asignatura y que pide que sea evaluable y computable.
España padece un grave fracaso escolar por la falta de calidad de nuestra educación, lo que nos sitúa entre los peores puestos entre los países de Europa. Aumenta la agresividad en las aulas porque no se está educando en valores y se ha perdido el respeto al profesorado.
Para invertir estas tendencias es preciso que las familias trabajemos con los centros para mejorar la formación de nuestros hijos. Pero, para eso, también es necesario que la nueva ley no restrinja la libertad ni reduzca el valor del esfuerzo. Y esto no sucede en estos momentos con la nueva ley de Educación del Gobierno.
Se habla del dinero público como si fuera del Estado, y es nuestro dinero, el que pagamos todos con nuestros impuestos. El dinero que debe servir para atender las exigencias de los ciudadanos y no las ideologías de un Gobierno.
Exigimos libertad: libertad de enseñanza, libertad de elección y creación de centro, calidad en la educación, profesionalidad y esfuerzo.
La educación es un derecho fundamental del ciudadano, demandada por nuestras familias, que exigen la gratuidad de toda la educación para que sea posible la libertad de elección de enseñanza y de centro.
En su lugar, se nos quiere imponer una asignatura denominada “Educación para la Ciudadanía”, donde el Gobierno pretende educar a nuestros hijos como si fueran suyos, impartiendo valores que pueden ser contrarios a los que enseñamos en nuestras casas, como puede ocurrir con respecto al matrimonio.

Muchas gracias

Mercedes Coloma, representante de FAPACE, Federación de Padres de Alumnos.

Yo, como vosotros, soy familia; hija, madre y hermana. Quiero deciros que defender los derechos de los niños es lo más noble que podemos hacer en coherencia con darles la vida y acompañarles a lo largo de su biografía con un cariño sin límites. Por eso, gritar, aquí, con vosotros “por el derecho a una madre y un padre” me sale del alma.
Cada niño es una historia, cada uno es un tesoro insustituible; con ninguno de ellos se puede experimentar; con ningún niño se deben satisfacer deseos de los adultos.
Por ello, pido, pedimos, que la sea un instrumento para dar a cada niño sin padres lo que ha perdido; un padre y una madre.

Esto es lo ecológico, lo humano, lo que hace justicia a los niños.


Ignacio Arsuaga, Presidente de Hazteoir.org

No hay error más grande en un político que gobernar en contra de la sociedad. Zapatero ha hecho oídos sordos y se ha encerrado en su laboratorio social. Ha decidido modelar a su gusto la sociedad. Ha preferido ignorar a la mayoría de familias españolas, que sostenemos la continuidad de la sociedad, en beneficio de una minoría radical y poderosa. No ha dialogado ni un minuto con las familias antes de imponer una Ley que de aprobarse destruirá jurídicamente la familia y el matrimonio.

Y la sociedad ha dicho BASTA. Hoy estamos haciendo historia. Hoy estamos diciendo al Gobierno que no estamos dispuestos a permanecer callados ante sus arbitrariedades. Hoy estamos aquí, en la calle, en pleno centro de España, más de un millón de ciudadanos, reclamando nuestros derechos. Hoy estamos diciendo un SÍ gigante a la familia.

Esto es el comienzo de una nueva era, el tiempo de las familias y de la participación ciudadana.
No podemos delegar en otros nuestros derechos democráticos. La sociedad la hacemos todos, día a día. Si no lo hacemos nosotros, vendrán otros a decidir en nuestro nombre.
Queremos ser protagonistas. Tomar decisiones. Sentir que hay alguien al otro lado. Hacer oír nuestra voz.
No sirven las excusas. Nunca ha sido tan fácil. Todos podemos escribir cartas a los periódicos, llamar a los programas de radio y televisión. Escribir, preguntar, llamar a nuestros representantes, participar en las asociaciones y plataformas que ya estamos defendiendo los derechos de la familia, utilizar las infinitas posibilidades que ofrece Internet para construir el mundo real, salir a la calle.
¡No te quedes parado! ¡Nadie va a ocupar tu puesto! ¡Estamos haciendo la historia!


José Gabaldón, Presidente del Foro Español de la Familia

La familia es la raíz y el futuro de la humanidad. Y gracias a todos vosotros lo va a seguir siendo.
Decía Víctor Hugo, que “No hay nada más poderoso que una idea a la que ha llegado su hora”, vosotros sois la prueba evidente de que hoy ha llegado la hora de la familia.
Cuando hace unos meses comenzamos a organizar la recogida de firmas para la Iniciativa Legislativa Popular, llegar hasta aquí parecía imposible. Estábamos ante una cita histórica. La familia, la única comunidad en la que todo hombre es amado por sí mismo, por lo que es y no por lo que tiene, se veía amenazada por un ley injusta, que desnaturaliza la institución familiar. Eliminar la familia, célula básica de la sociedad, derrumbaría a toda la sociedad.
La respuesta social ha superado todas las expectativas. Estamos casi todos. Asociaciones familiares, asociaciones profesionales, confesiones religiosas, partidos políticos, parroquias, colegios…
Padres, niños, abuelos, nietos, familias enteras, grupos de jóvenes, jubilados…, casi todos y no puedo más que decir a todos que muchas gracias.
No hacen falta grandes discurso teóricos, basta mirar. La familia es la esperanza de la sociedad. La hora de la familia ha llegado.
Sois los auténticos protagonistas. Todos los que abarrotáis la Puerta del Sol, hasta más allá de la Puerta de Alcalá, muchísimas gracias. Todos los que no han podido venir, y se han tenido que quedar en sus casas después de colaborar infatigablemente durante meses. Gracias.
A todas las entidades cívicas, religiosas y políticas que han hecho posible esta fiesta de la familia.
En especial a las asociaciones nacionales e internacionales que se han adherido a la manifestación, y que no daría tiempo a citar en toda la noche. Además los representantes familiares de las asociaciones americanas y Europeas, han manifestado su solidaridad grupos de Pakistan, Corea del Sur, Mongolia, Rusia, Sri Lanka, Madagascar, Guinea, Islas Colombo, Bangladesh, Egipto, Rwanda…. Todos estos apoyos hacen que Madrid sea hoy la CAPITAL MUNDIAL DE LA FAMILIA. Muchas gracias.

Los Medios de comunicación, que han convertido por primera vez a la familia en portada de periódicos, e informativos.
A los voluntarios y a los organizadores, a los que me gustaría poder agradecer uno a uno, pero es imposible. Sólo hay una persona a la que no puedo dejar de citar. Podemos decir, sin exagerar, que se ha dejado la vida en defensa de la familia, su esposa y sus 12 hijos son una buena muestra de ello. Nunca ha dejado de trabajar por la familia, y podemos decir que hasta el último día dedicó sus esfuerzos a la organización de esta manifestación. Ahora seguro que está mirándonos desde ahí arriba, con su eterna sonrisa. Jose Ramón Losana, GRACIAS.


Benigno Blanco, Presidente de la Federación Española de Familias Numerosas.

Hoy hemos hecho historia, hemos dejado de padecer la historia para ser sus protagonistas.

La familia es el principal tesoro que hoy en día conserva la sociedad. Es su base y su pilar fundamental. Por eso han sido muchos los enemigos de la humanidad que han intentado destruir la familia a lo largo de la historia. Nunca han tenido éxito. La familia una y otra vez ha salido adelante con la fuerza de la unión de sus miembros.

Nunca nadie había llegado tan lejos en sus intentos de destruir la institución familiar. Nunca nadie había intentado eliminar el matrimonio.
Por eso estamos aquí. Las familias nos sentimos agredidas. Nos sentimos discriminadas por nuestros gobernantes y no vamos a quedarnos cruzados de brazos.
El poder de la familia se ha despertado y no nos van a adormecer; la voz de las familias hoy ha sonado más fuerte que nunca y no nos van a callar. El gobierno no puede seguir sordo a los intereses de la sociedad.
Esto no es el final, es el principio de un movimiento social sin precedentes, el movimiento familiar. Vosotros sois los protagonistas. Vamos a seguir reivindicando democráticamente el papel esencial de la familia en la sociedad. No podemos quedarnos callados. Vamos a seguir gritando hasta que nos oigan:

POR LA FAMILIA
POR LA LIBERTAD

Muchas gracias

noesigual.org - ILP
Una Iniciativa Legislativa Popular en defensa del Matrimonio y de la Familia
hazteoir, hazteoir aborto, hazteoir twitter, hazteoir asia bibi